Blogia
Somniloquios

El muerto, al bollo...

El muerto, al bollo...


Diego Maradona, dos días después de abandonar la clínica psiquiátrica en la que estaba ingresado y en la que por dos veces debió negar que había muerto: fumando habanos en el palco del campo de Tristán Suárez, en su partido frente a Central Córdoba, de la Primera Metropolitana de Argentina. Dos días antes había aparecido en el programa de Marcelo Tinelli y dijo sobre el gol de Messi: "Bah, exageraron, exageraron... El mío fue mucho más lindo".
(Foto: Gerard Julien, Getty Images).

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

lorena -

no puedo con este jeta...
Y que Dios (o quien sea) me castigue por ello. Pero no puedo con él.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres